La Academia proyecta «Todos están muertos» dentro del ciclo «Nosotras también contamos»

Reivindicar y visibilizar el trabajo creativo de directoras de cine, como representación de todo un grupo de mujeres que luchan y se abren un hueco en la industria cinematográfica, es el propósito de Nosotras también contamos, muestra que arrancó el pasado miércoles en la Academia de Cine con la proyección de Las maestras de la República.

Organizado en colaboración con el Instituto de la Mujer para la Igualdad de Oportunidades, este ciclo que empezó con la exhibición del documental de Pilar Pérez Solano (Las maestras de la República) continúa hoy con la ópera prima de la cineasta Beatriz Sanchís, (Todos están muertos) que se proyectará en la Academia a las 16h. Para clausurarlo se proyectará el 27 de octubre el largometraje de Mar  dColl Todos queremos lo mejor para ella.

Todos están muertos llegó a los cines en 2014, causando sensación entre el público y en la industria. Aquel año, recibió dos nominaciones a los Premios Goya. Además, en el Festival de Málaga, se premió su música y la interpretación de Elena Anaya, protagonista del filme. Dicha edición del certamen galardonó también a este título con el Premio Especial del Jurado.

De esta película, críticos como Jordi Costa (El País) han dicho que, aunque no sea una «película redonda, sí es una opera prima arriesgada y cargada de identidad». Mirito Torreiro señaló en la revista Fotogramas que se trata de una cinta «curiosa y absorbente, de la que la neodirectora sale bien parada».

Es la historia de Lupe, quien no sale de su casa a causa de la agorafobia que viene sufriendo. Es una mujer absolutamente dependiente, que necesita del continuo apoyo de su familia: su madre y su hijo adolescente, que renuncia absolutamente de ella. Pero Lupe no siempre sufrió esta enfermedad, pues es una vieja estrella de rock retirada. Sin embargo, hay un cambio radical que solo percibe ella…

 

 

Deja un comentario